Momias de Nazca: ¿Realmente son seres extraterrestres o se trata de una farsa?

A través de una audiencia pública en el Congreso mexicano, realizada el pasado martes 12 de septiembre, el reconocido experto en ufología, Jaime Maussan, expuso el hallazgo de dos sarcófagos que contienen a dos supuestos seres extraterrestres, los cuales fueron encontrados en 2017 entre las localidades peruanas de Palpa y Nazca, según aseguró el experto.

Le puede interesar

El Instituto de Física de la UNAM reconoció en un comunicado haber ejecutado estudios a los cuerpos, pero subrayó que los resultados son reservados al ser solicitados por un particular y están limitados a determinar la antigüedad de los mismos.

El laboratorio del Instituto “se deslinda de cualquier uso, interpretación o tergiversación posterior que se haga con los resultados que este emite”, señaló en el boletín.

Aunque el periodista también presentó ante los legisladores videos de supuestos avistamientos de objetos voladores no identificados, todo este tema ha causado mucha polémica, y hasta burlas en redes sociales, ya que no se sabe con certeza si de verdad estos cuerpos denominados como las momias de Nazca, son realmente alienígenas.

¿Las momias de Nazca son realmente extraterrestres?

Otras voces científicas opinaron al respecto sobre este tema y determinaron que simplemente esto se trata de un completo fraude. De hecho, la misma Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) rechazó expresamente las afirmaciones de Maussan, diciendo que esto no es verdad y negándose a realizar estudios que determinen morfológicamente si eran humanos o no.

Recuerde que desde su descubrimiento en Perú en el año 2017, la Fiscalía, con un informe hecho por el Departamento de Medicina Legal de dicho país, determinó que se trata de muñecos manufacturados hechos recientemente, los cuales están recubiertos por una especie de papel y pegamento sintético para simular lo que sería la “piel”.

Además, mencionaron que para hacer la parte interna de los muñecos, usaron una mezcla de diferentes huesos de distintos animales, los cuales se moldearon y se adecuaron a la forma “humanoide”, con la que se ven actualmente. Así que, según científicos, autoridades locales y la academia, lo que expuso Maussan sí es una farsa.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *