Así es el pueblo conocido como la Capital Mundial de los Ovnis, que se encuentra a tan solo 25 km de la misteriosa Área 51

David Grusch, un exoficial de inteligencia de los Estados Unidos, dijo recientemente en el Congreso del país que las autoridades tienen restos de ovnis y cuerpos de extraterrestres, lo que encaminó todas las miradas a la conocida como Área 51.

De hecho, una furgoneta negra custodia 24 horas una empedrada vereda en las montañas del estado de Nevada, por la que coyotes y antílopes campan a su antojo hasta darse de bruces con la entrada de la base militar más enigmática del mundo.

El Área 51 es una zona desconocida hasta hace apenas una década, cuando el Departamento de Defensa de los Estados Unidos confirmó la existencia de este área ubicada en el estado de Nevada, especificando que, desde 1955, sirve como campo de entrenamiento para la fuerza aérea del país, como recogen desde EFE.

Pero ese anuncio llegaba muy tarde, porque unos 50 apasionados de la ufología o ovnilogía ya se habían mudado a un pueblo aledaño en los años noventa. Se trata de la localidad se llama Rachel, donde se repite ahora el nombre de David Grusch, quien aseguró el pasado 26 de julio que el Gobierno lleva años ocultando evidencias de aeronaves extraterrestres y restos biológicos no humanos.

Así se vive en Rachel, el pueblo vecino al Área 51

Rachel es el nombre de la localidad ubicada en el condado de Lincoln (Nevada, Estados Unidos), a tan solo 25 kilómetros del Área 51. Se conoce a este territorio como la Capital Mundial de los Ovnis, a lo largo de la Carretera 375, que quieren renombrar como la Autopista Extraterrestre. 

Esta localidad está conformada por remolques de caravanas y apenas una veintena de casas prefabricadas en las que se instalaron principalmente estadounidenses retirados que habían dado con la ubicación de la base misteriosa y que creían que el Gobierno analizaba restos de ovnis en su interior.

En la totalidad del valle solamente viven un centenar de persona y solo hay una gasolinera, unas cuantas casas permanentes, una tienda, un aparcamiento para autocaravanas y un restaurante-bar-motel. 

Rachel es visitada por 55.000 personas al año para tratar de acercarse lo máximo posible al Área 51 y para llevarse algún pin o sudadera con naves espaciales o dibujos de ovnis, toda una atracción turística para los apasionados de la vida fuera de la Tierra.

comentariosicon-menu0WhatsAppWhatsAppTwitterTwitterLinkedinlinkedinBeloudBeloud

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *